Select Page

Esta pregunta debe haber pasado por tu mente si, al menos, se te ha asomado la idea de iniciar el camino del emprendimiento.

Es hora de que lo descubras

Investigando un poco tendrás la oportunidad de ver las estadísticas y los casos que sirven de ejemplo para responder esta pregunta: Emprender paga y para un número importante de personas, emprender es la única manera de generar ingresos.

Desde el inicio de la década de los 2000, impulsado en gran medida por los avances tecnológicos, la tendencia de emprender se ha ido convirtiendo en regla; en la actualidad es más común que un recién graduado decida emprender antes que emplearse en una empresa y en algunos casos los jóvenes desarrollan emprendimientos incluso antes de terminar la carrera. Esto le da al emprendimiento  la característica de la juventud donde más del 50% de los emprendedores se encuentra entre 25 y 44 años, estableciendo que definitivamente emprender es una opción viable y mucho más rentable a largo plazo.

Algunas estadísticas interesantes

Como suelen decir, para muestra un botón y en este caso son muchos los “botones”, constantemente leemos los ejemplos de emprendimientos más exitosos,  los grandes Steve Jobs, Mark Zuckerberg o  Larry Page emprendedores con suficiente visión como para dominar el mundo ayudados de la tecnología; contamos con el ejemplo de los latinos, Marcos Galperín, creador de MercadoLibre; Andrés Moreno, creador de OpenEnglish o  Luis von Ahn creador del Captcha y del Recaptcha casos exitosos y de gran reconocimiento a nivel mundial.

Sin embargo son millones los casos de emprendimientos exitosos, unos más conocidos que otros, aunque no por eso menos importantes, en nuestro país, nuestra ciudad e incluso nuestra comunidad podemos encontrar ejemplos de éxito, emprendimientos que no obligatoriamente deben estar relacionados al mundo tecnológico como se suele pensar, las franquicias, los proyectos de servicios, nuevos productos o modelos, también son emprendimientos que pueden alcanzar éxito considerable.

Las historias exitosas de emprendimiento están llenas de altibajos, de superación y esfuerzo y son estas las que inspiran a emprender, saber que los grandes llegaron allí con mucho esfuerzo arrancado de un inicio que probablemente fue más difícil que la situación en la que actualmente puedas encontrarte. Miremos los casos de éxito de J.K. Rowling, quien no tenía ni la posibilidad de pagar por la calefacción del pequeño apartamento en donde vivía o el de Howard Schultz quien vivió en la pobreza extrema antes de hacerse millonario con la cadena de cafés más reconocida del mundo: Starbucks.

Entonces, Emprender paga, pero no todo el que emprende encuentra el éxito, te encontrarás con la alarmante cifra de que el 80% de los emprendimientos totales, fracasan en sus primeros 6 meses; si, son millones de emprendimientos labrando su éxito, calcula los miles de millones de emprendimientos declarando su fracaso. Que esto no te desmotive, al contrario la clave está en encontrar los elementos que marcan la diferencia y que hacen que un emprendimiento fracase o alcance el éxito.

Me parece interesante compartir el caso de Pivotta, este particular emprendimiento es un marketplace que busca darle una segunda oportunidad a proyectos fallidos y huérfanos para que algún visionario pueda adquirirlos y aprovechar sus activos. Como pueden ver hasta del fracaso se puede construir un emprendimiento, de muchas formas, aunque en este caso de una bastante literal.

Si, ya te has convencido de que emprender es rentable y estás pensando en iniciar el trayecto de emprender,  permítenos compartir tres elementos básicos que no pueden fallar si quieres alcanzar el éxito:

  • Idea: obviamente lo primero que necesitarás será una idea a partir de la cual construir tu proyecto; esta idea debe apasionarte e inspirarte pero a la vez debe ser funcional, independientemente de que tan descabellada sea, es importante que cumpla con lo siguiente: Debe poder capitalizarse, es importante que ofrezca algo que actualmente no estén cubriendo otros proyectos y es necesario que no esté basada en una tendencia o moda que al ser pasajera tire al piso tus esfuerzos.
  • Plan de negocios: desarrolla el plan de negocios que te permita observar el panorama y las posibilidades con que cuenta tu proyecto, elabora estudios de mercado y diagnóstica un porcentaje de probabilidad de éxito y de valor en la relación Ganancia-Esfuerzo.
  • Perseverancia: Ya sabes que encontraras obstáculos, luego que comiences es que podrás poner a prueba las proyecciones que hiciste en el plan de negocios y evaluar qué tan precisas fueron; frecuentemente te verás en la necesidad de replantear la estrategia y proseguir, lógicamente si te quedas en el primer obstáculo no esperes alcanzar el éxito.